Análisis de Laboratorio

El análisis o ensayo de laboratorio es un procedimiento para medir la concentración u otra propiedad química de cualquier sustancia o material.
El análisis se realiza a una "MUESTRA" que ingresa al Laboratorio siguiendo protocolos de seguridad y registro.

Se considera MUESTRA a la materia capturada en un punto o coordenada específica. La muestra en términos técnicos contiene información que será revelada tras la aplicación de los ensayos químico, fisicoquímico, instrumental, hidrobiológico, microbiológico o parasitológico.

La toma de muestra puede ser realizada por el cliente o por un analista de campo designado por el laboratorio. En cualquier caso, deben cumplirse siempre los protocolos de seguridad que eviten la contaminación u otros administrativos que alteren los resultados.

Es necesario precisar que la muestra al ser tomada por el cliente, deberá considerar las referencias técnicas para el tipo de análisis a realizar, ésta información será brindada por el personal del laboratorio encargado para tal fin.
El laboratorio proporcionará al cliente los materiales preparados especialmente para la ejecución del registro, sean frascos, soluciones y cadenas de custodia necesarios para realizar el muestreo.
Una vez tomadas las muestras en las coordenadas, el cliente las envasará y remitirá al laboratorio según los protocolos vigentes y adjuntando la cadena de custodia.
El personal del Área de Recepción de Muestras se encargará de ordenar, clasificar, asignar códigos para mantener la confidencialidad, y finalmente, derivar a las áreas de análisis que corresponda.

Al ser la muestra una materia que deberá analizarse para obtener un resultado, y considerando que SAG es un Laboratorio de Ensayos de amplio espectro pero especializado en Medio Ambiente, las muestras pueden ser de Agua, Suelo, Aire, Emisiones Fijas, Salud Ocupacional, Acústica, Tejidos Biológicos, Plásticos, Juguetes y Útiles de Escritorio.


Si consideras ésta información de interés público, COMPÁRTELA en tus redes sociales: